El tratamiento de la ansiedad por separación se basa en 3 puntos principales:

– Modificación de conducta.

– Farmacología.

– Feromonas y Nutracéuticos.

Sobre la utilización de fármacos no vamos a hablar en este artículo debido a la implicación que tiene este aspecto de contar con un veterinario que dirija y controle el tratamiento. Es importante a este respecto decir que ninguna persona o profesional que no sea veterinario puede recomendar ni prescribir medicación.

También nos parece de reseña comentar que en cualquier problema de comportamiento, la farmacología es una de las vertientes del tratamiento, pero que EN NINGÚN CASO funciona sola. Es NECESARIA la modificación de conducta para la evolución del problema.

 Modificación de conducta

Estas técnicas van a ayudar a cambiar la relación que tiene le propietario con su perro, además de reestructurar el ambiente.

– No reforzar la ansiedad.

– Premiar los estados de tranquilidad.

– No premiar las demandas de atención del perro, incluyendo cuando se sale y se llega a la casa.

 Estas pautas ayudan a que el entorno del perro sea predecible y que no necesite llamar la atención de su dueño, además de habituarse a estar relajado.

– Mientras tanto introduciremos periodos de juego y ejercicio físico y mental (juguetes interactivos y dispensadores de comida)

– Dentro del ejercicio mental entran también los ejercicios de obediencia. Siempre realizados con refuerzo positivo y de manera relajada.

Los ejercicios relacionados con la salida se basan en dos principios:

– Reducir el valor predictivo de las señales de salida. Las señales que le indican al perro que el dueño se va (ponerse zapatos, abrigo o bolso, coger las llaves, etc.) Esto se haría repitiendo estas acciones pero sin llegar a salir.

Estudios recientes indican que esto puede no ser tan beneficioso, porque estas señales le otorgan al perro control sobre lo que va a ocurrir y predictibilidad”.

– Habituar el perro a las salidas de manera progresiva, haciendo ejercicios de imitación de la salida cada vez de mayor duración. Estas salidas falsas se llevan a cabo mientras el dueño está en casa y de manera repetida. El reso del tiempo, sería ideal que el perro no llegara a quedarse solo (dejarlo con un familiar, residencia canina, etc.)

 No recomendamos en ningún caso el uso de transportines o jaulas para encerrar al perro, collares antiladrido o castigo al llegar a casa.

Tampoco tiene por qué funcionar como medida adoptar otro perro ni, por supuesto, la castración.

Feromonas y Nutracéuticos

En un estudio se comprobó que la utilización de las feromonas en conjunto con la terapia de modificación de conducta produjo efectos similares a los del uso de un fármaco.

Su nombre comercial es ADAPTIL y se pueden encontrar en forma de difusor y de collar. Os dejamos esta web donde podréis encontrar información sobre su uso:Adaptil

Asímismo, existen algunos nutracéuticos comercializados para problemas de estrés, pero no disponen de estudios que demuestren su eficacia.

¿Quieres recibir este y otros artículos y noticias en tu email?

Por Rosana Álvarez Bueno.

Write a comment:

*

Your email address will not be published.